Warning: count(): Parameter must be an array or an object that implements Countable in /home/ciclismototal/public_html/components/com_k2/models/item.php on line 877
Imprimir esta página

Pedro Gutiérrez, un campeón de la perseverancia Destacado

  • Por  Carlos Méndez
  • Publicado en Ruta
  • Valora este artículo
    (0 votos)
Pedro Gutiérrez, un campeón de la perseverancia Foto: Jorge Castellanos
22 Ene
2018

***El pedalistas del Banco Bicentenario se convirtió en el primer nacido en el estado Lara en conquistar la corona de la Vuelta al Táchira

A sus 28 años, en plena madurez deportiva, Pedro Gutiérrez, un pedalista batallador, perseverante, de nunca rendirse, consigue el logro más importante de su carrera, al hacer suyo, prestigio por delante, el trofeo de campeón de la Vuelta al Táchira en bicicleta, la carrera por etapas más importante del calendario venezolano.

Lo hizo luego de sostener la camiseta de líder desde la segunda etapa, en un duelo de altos quilates con Ronald González, uno de los pedalistas estelares dentro del pelotón nacional y ganador en una ocasión (2009) de la ronda andina, que ya acumula 53 ediciones.

Gutiérrez entra en una especie de inmortalidad, asume un espacio dentro de ese nicho –galería de campeones- que guarda un lugar para la posteridad a todo aquel que amarra el título de la llamada “Vuelta Gigante de América”.

No es un campeón más. Al menos no para Quíbor, población ubicada a 37 kilómetros de Barquisimeto, y bautizada como la cuna del ciclismo en el estado Lara, dada la cantidad de corredores surgidos de esta tierra de artesanías y productos agrícolas, el más aventajado de ellos, Olinto Silva, quien, en el esplendor de sus capacidades, por allá en los años 80, atesoró tres conquistas de la Vuelta a Venezuela, la otra competición de postín que se corre en suelo nacional. Silva, sin embargo, nunca festejó una corona en Táchira y ni siquiera llegó a subirse al taco de honor en la competición.

De allí la relevancia de lo alcanzado por Gutiérrez, quien pasa a la historia como el primer nativo de Lara en conquistar la prueba reina del pedalismo criollo. En su Quíbor natal son testigos de las miles de historias de sacrificio que se esconden detrás de su coronación.

Por ejemplo, el último de cuatro hermanos, se vio en la obligación de dejar los estudios a temprana edad (15 años) para acompañar a su papá en las labores de albañilería y colaborar con el sustento del hogar. Eso sí, siempre a la par de las largas rutinas encima de la bicicleta, porque ya en esos tiempos soñaba con ser un grande, como el colombiano Federico Muñoz, a quien vio ganar una Vuelta a Yacambú, en territorio crepuscular, y quien fue su primer ídolo.

Su primera aparición en el giro tachirense ocurrió en 2010, con 21 años, de la mano del equipo Hussein Sports, al que había llegado por recomendación de Yonnatta Monsalve, quien hoy es su compadre, su amigo del alma. Debutó con una casilla 12, a 9:45 del campeón José Rujano, que alimentaba ilusiones de cara al futuro.

Después de allí se propuso dar un golpe importante en los montañas tachirenses, pero en sus siguientes participaciones (2011, 2012, 2013, 2016 y 2017) acumuló más frustraciones que alegrías, en ocasiones aquejado por alguna enfermedad, otras golpeado por caídas o a veces relegado al rol de gregario, para ayudar en los títulos del propio Rujano y Manuel Medina con el club Gobernación del Zulia, o en la proclamación de Jonathan Salinas el año pasado, como ficha de Lotería del Táchira.

Y al fin le llegó su momento de gloria, en la edición 53, para la cual los nombres de los favoritos eran otros, pero quedó en situación favorable tras un inesperado movimiento táctico de Edgar Da Silva, su director deportivo en el elenco Gobernación de Yaracuy, quien lo colocó en una fuga durante la segunda etapa, aquella que tomó más de 16 minutos sobre los llamados consentidos, antes de que cruzase victorioso la meta en Borotá y se convirtiese en el líder de la prueba. Da Silva no titubeó en alimentar aquella escapada, pese a que eliminaba a José Alarcón y Anderson Paredes, porque sabía de las capacidades de Gutiérrez, quien ya había estado en una situación similar hace siete años, cuando resultó ganador de la Vuelta a Venezuela.

El quiboreño no defraudó a Da Silva, porque se defendió como un león en etapas como San Simón, La Grita y Cerro El Cristo, en las que muchos dudaban que pudiese mantener el “maillot” amarillo frente a un escaladores de mayor propiedad como Ronald González, para alcanzar una corona en la ronda tachirense que, además de consagrarlo, ratifica su buen momento, visto que previamente, entre 2014 y 2017, amarró tres títulos de la Vuelta a Barinitas, dos medallas doradas en la contrarreloj nacional (2016 y 2017) y la corona en el Tour del Cibao, Republica Dominicana, del año pasado.

Quíbor y el estado Lara están de fiesta. Un hijo suyo es el nuevo campeón de la Vuelta al Táchira, sil olvidar que otro oriundo de estas tierras, Rafael Medina, lo acompañó en el podio final, como ocupante de la tercera plaza.


Warning: count(): Parameter must be an array or an object that implements Countable in /home/ciclismototal/public_html/templates/horizon/html/com_k2/default/item.php on line 262